China: el nuevo sheriff de la Inteligencia Artificial

¿Por qué debería importar esto en América Latina?
Antes de leer la columna: "La Inteligencia Artificial es una rama de la informática en la que las computadoras están programadas para hacer cosas que normalmente requieren de la inteligencia humana. Esto incluye aprender, razonar, resolver problemas, entender el lenguaje y percibir una situación o un entorno. La I.A. es un campo extremadamente amplio que utiliza sus propios lenguajes de programación e incluso tipos especiales de redes informáticas que se modelan a partir de nuestros cerebros humanos" Future Today Institute.
No es un secreto: China quiere ser el país líder en el -casi ilimitado- campo de la Inteligencia Artificial para 2030.
En julio de 2017 el Consejo de Estado de China, la segunda economía más grande del mundo, hizo público un plan que se articula en tres etapas.
I
La primera parte del plan va hasta el 2020 y propone que China avance en el desarrollo de una nueva generación de teoría y tecnología de inteligencia artificial. Esto se implementará en algunos dispositivos y software básico. También implicará el desarrollo de estándares técnicos, políticas y un marco ético para la I.A.
II
En la segunda etapa del plan, que se extenderá hasta 2025, China espera hacer un "gran descubrimiento" en la tecnología de inteligencia artificial y su aplicación, lo que conducirá a la "mejora industrial y la transformación económica".
III
La última fase, que ocurrirá entre 2025 y 2030, ve a China convertirse en el líder mundial en I.A., con una industria que valdrá 1 billón de yuanes.
Un detalle inquietante de la Inteligencia Artificial es que es un campo dominado por pocos actores. Nueve empresas maneja el mercado: Alphabet, Amazon, Microsoft, IBM, Facebook y Apple en los EE. UU., junto a los gigantes chinos Tencent (desarrollador de la popular aplicación de mensajería WeChat), Baidu (el Google del gigante asiático) y Alibaba (el Goliat del e-commerce, la versión china de Amazon).
China posee un número enorme de patentes de I.A., sus académicos han publicado más investigaciones que todos los académicos provenientes de todos los países de la Unión Europea combinados y, como si esto fuera poco, China también es uno de los inversores principales en las startups de I.A. de Estados Unidos y Europa.

Baidu estableció un centro de investigación en Silicon Valley, Tencent comenzó a buscar talento estadounidense cuando abrió un laboratorio de I.A. en Seattle en 2017 (y desde entonces, ha crecido su porcentaje accionario en Tesla y SnapChat) y Alibaba anunció que invertirá US$ 15 mil millones en investigación de I.A. durante los próximos tres años y que abrirá centros de investigación en China, Estados Unidos, Israel y Singapur.
La semana pasada, Alibaba invirtió US$ 600 millones en SenseTime, una empresa de Beijing que desarrolla tecnología de reconocimiento facial. Actualmente SenseTime es la startup de inteligencia artificial más valiosa del mundo -y una de las más creepy : puede monitorear a ciudadanos sin que lo noten-.

El Unicornio de la I.A.
Xu Li, CEO de SenseTime (SenseTime)
La futuróloga cuantitativa, Amy Webb, afirma que si los datos son el nuevo petróleo, "la enorme población en línea de China de 730 millones convierte al país en el propietario del recurso natural más grande del futuro: los datos humanos".
Esa materia prima permite entrenar a la l.A. para identificar constantes en diferentes áreas como la educación, los negocios, la industria y, por supuesto, la información minada puede ser utilizada militarmente.

Webb agrega que China no solo tiene el mayor suministro de datos para la experimentación y la R+D (investigación y desarrollo), "sino que también carece de las restricciones de privacidad y seguridad que pueden obstaculizar el desarrollo (de este campo) en otras naciones".

¿Por qué debería importarnos el potencial dominio de China en el campo de la Inteligencia Artificial?
Sencillo, porque quien domine la "Tercera Era de la Computación" moldeará el mañana.

Contenidos relacionados
Tu feedback es clave.
email: amenazaroboto@gmail.com